Rotundamente NO, al menos a corto y medio plazo y a largo plazo creo que tampoco.
Lamento lanzar un jarro de agua fría con esta afirmación a aquellos que tiene una ilusión como creer en este suceso el día de mañana pero es que se juntan muchos factores que hacen de muro impenetrable. ¿Causas? Muchas pero trataré las que veo más importantes.

  • Juegos

Es terrible y muy doloroso (al menos para mi) que algo tan irrelevante como los juegos, o el fútbol también, sea causa principal para usar un sistema operativo. Lo digo en serio, no es ningún sarcasmo. Es decir, convivir con algo tan asqueroso, restrictivo, deleznable, infeccioso, inseguro (corto aquí porque no terminaría nunca) como Microsoft Windows con tal de jugar, me parece una idiotez del tamaño de un pino.

Dolorosamente escucho a menudo: “Linux flipa pero no hay juegos” que puede decir un obsesivo compulsivo gamer hasta “No hay juegos, linux es una mierda” que pueden decir indigentes mentales.

Hay juegos en GNU/Linux, no suelen ser espectaculares sino de entretenimiento y lógica pero a diferencia de los juegos utilizados por la mayoría, son para educar, juegos de ingenio, para aprender. Los juegos más extendidos sirven para algo tan digno y gratificante como pegar tiros, que mirándolo bien, es preferible que se liberen de la agresividad de ese modo antes que pensar en otras cosas más serias como hacer daño real a las personas.

En serio, cada vez hay más juegos modernos en GNU/Linux y si no hay más ni es problema de nuestro sistema operativo ni personalmente para mi, porque paso y he pasado siempre de utilizar el PC para jugar: No, no me gustan los juegos. Pero incido en que la culpa es de las empresas que crean esos juegos, pues lo hacen solo para el sistema más extendido: Windows. Es sangrante observar que hay millones y millones de usuarios linuxeros que sí les gusta jugar y sin embargo a las corporaciones no les interesa. Que vamos a ver, que por mi se pueden meter los juegos por donde amargan los pepinos pero soy consciente de que hay una enorme cantidad de usuarios que sí les encanta.

Así que, bocachancla, no culpes a GNU/Linux por ese motivo. Esto es capitalismo, ¿recuerdas?

 

  • Curva de aprendizaje

Este es un factor que en parte es cierto. Más bien era cierto porque en ese aspecto GNU/Linux ha dado pasos de gigante para facilitar la transición del infierno al paraíso mediante muchas herramientas de ayuda gráficas así como con excelentes distribuciones. Ahora es mucho más fácil esa transición de Windows a GNU/Linux. Los que llevan muchos años en esto saben perfectamente a lo que me refiero.

Lo espartano de las interfaces gráficas que se pierden en la noche de los tiempos quizás fuese un motivo para que no existiese una migración en masa. En pocas palabras: Linux era feo y también tenía mucho de patito en cuanto a que era rechazado por muchas personas fieles a Windows y no digamos por empresas. Curiosamente a finales de los años 90 y principios del 2000 escuché varios comentarios referente a que teniendo GNU/Linux y MacOS la misma ascendencia de UNIX, GNU/Linux era el primo pobre de MacOS. En realidad, MacOS no es el primo rico de GNU/Linux sino su primo pijo. Rico es GNU/Linux, porque no hay mayor riqueza que la libertad y no hay peor esclavo que al que le gustan las cadenas.

Pues vamos allá, aún teniendo en cuenta los avances de las distribuciones GNU/Linux en este aspecto, todavía dista bastante en comparación con Windows o MacOS en algunas ocasiones. Me refiero a cuando el usuario se encuentra frente a un problema, un error de librerías que no le dejan instalar algún programa. De cualquier manera eso no es algo exclusivo del sistema operativo del pigüino: ocurre a menudo en Windows y más raramente en OSX, ciertamente.

Sin embargo hay que tener en cuenta ciertos factores -y no estoy tratando de excusar vanalmente- que hay que tener en cuenta. Como seguro sabéis, hay cientos de distros GNU/Linux, pero en realidad, todas se basan en unas cuantas, que son Debian, Arch y RedHat. A partir de estas tres se basan más del 90% de las distribuciones si separamos Slackware -la más antigua- y las Linux from Scratch (Linux desde cero). Cada cual tiene repositorios distintos, una forma diferente de manejar los paquetes e incluso, algunas veces comandos que no son los mismos que en otras distribuciones. Sólo un ejemplo, para no cansar: adduser/useradd tienen la misma función, crear un usuario pero no es común en todas las distros.

Lógicamente esto puede ser algo complicado para usuarios nuevos.

 

  • Mala fama

No saltemos por alto algo tan obvio como la mala fama que la ignorancia cacarea por doquier con vaya usted a saber con qué propósito, si por la misma madre ignorancia o la hijoputez congénita. No, no es una frase absurda, he vivido y aún puedo verlo en páginas y foros.. muchos dicen que ‘GNU/Linux es una mierda’ que no hay juegos y es muy difícil de trabajar porque funciona con comandos. ¿Y tú, que piensas de este tipo de personas? ¿Por qué lo dicen? ¿Instalaron Gentoo desde cero y se esperaban a Tarzán saltando de árbol en árbol junto a la mona Cheetah?

Vamos a ver, una distribución como Ubuntu la pueden usar hasta las abuelas, y me consta que ocurre. ¿Cómo puede ser un ultra especialista en pegar tiros en un montón de juegos super-sofisticados que a la vez busca seriales keygens para crackearlo y no saben buscar en Synaptic Chromium o Firefox? Tontos listos son, como dice mi jefe, o idiotas convencidos que les hace gran favor a compañías buitres como Microsoft. En fin, no tienen remedio.

Pues nada, la mala fama es humo, no tiene razón de ser. Yo paso días, semanas sin tocar una terminal, y la uso más que un novato porque me gusta experimentar.

 

  • Desidia

Y llego al punto principal, el final y el más común: la falta de interés, la indecisión, incluso el temor.

Este es el muro que más trabajo cuesta saltar hacia la transición de un sistema operativo horripilante como Windows a GNU/Linux y desentrañar las razones es cosa harto difícil porque se dan muchas cuestiones personales. No es fácil, lo reconozco. En mi caso no me costó ningún trabajo y no tenía miedo. Miedo tenía con Windows. Me tiré a la piscina sin saber si habría agua pero tenía claro que aquel sistema operativo no era mio.

Me conozco algunos motivos los cuales he recolectado a través de los años. Citaré unos pocos que son bien conocidos:

  • Miedo a perder archivos como fotografías, imágenes, vídeos, textos.
  • Ignorar que esos archivos pueden abrirse, editarse, grabarse con otros programas que no son de Windows.
  • Ignorancia sobre la equivalencia del software que usan en Windows en GNU/Linux.
  • Soledad: Pensar que no van a recibir ayuda para sus dudas y cuestiones.

Vistos estos casos, es un placer enorme saber que hay solución para todos esos puntos. Puedes abandonar completamente Windows, no es necesario tenerlo en otra partición porque eso es como dejar un cáncer en una extremidad alimentándolo. Simplemente pasa los archivos a una unidad usb, ya sea pendrive o un disco duro externo. Prácticamente el 99% del software de Windows tiene su equivalencia en GNU/Linux y si no lo hubiere y dependes de él, hay emuladores que ejecutan muchos programas de Windows. Habrás oido de WINE aunque realmente no es un emulador, sino un programa que crea capas de compatibilidad con las librerías de Windows y ejecuta una enorme cantidad de programas y juegos.

Por último envío un mensaje de apoyo: no estás solo/a, somos miles los usuarios que con mucho gusto podemos aclarar dudas. En mi caso no soy especialista en nada, no soy programador, ni informático, ni mi trabajo tiene nada que ver con estas áreas. Lo único que tengo es cierta experiencia con muchas distribuciones GNU/linux y con muchas ganas se tender mi mano en aquello que pueda ayudar.

Olvídate de los temores, entierra la ignorancia y no pienses que estás solo.

GNU/Linux quizás nunca sea el escritorio más utilizado, de eso estoy seguro. Pero no tengo ninguna duda de que es el mejor de todos los escritorios, el más versátil y el que abandera la libertad del código en todo el mundo.

 

 

 

 

Maslinux

 

(Visitada 1 veces, 1 visitas hoy )